Cómo calcular una ‘porción’ cuando estás a dieta

Si estás a dieta sabrás lo importante que es calcular las porciones. De hecho, en la gran mayoría de las dietas se nos indica la cantidad de alimento que debemos o podemos tomar. Pero hasta que no nos acostumbramos, tendremos que pesar todos y cada uno de los alimentos que ingerimos.

Lo que se puede hacer un tanto desesperante. Pero hoy, vamos a comentarte cómo puedes calcular una ‘porción’ sin necesidad de tener una báscula de cocina cerca. No te pierdas todo lo que sigue porque en cuestión de minutos ya podrás dominar la técnica sin más ayuda.

Si estás a dieta, aprende a calcular una ‘porción’

Nos vamos a ayudar de las manos para poder conseguir calcular las porciones. Sí, porque en nuestras manos tambén la mejor solución para ello. Si estás a dieta, verás como estos pasos te ayudan:

  • Para que te hagas una idea, cuando hablamos de una taza, ésta será igual a nuestro puño cerrado. Viendo el tamaño del mismo ya sabremos calcular la cantidad de comida que queramos.
  • Aunque cuando hablamos de verduras, necesitamos las que quepan en las dos palmas de las manos juntas. Ésa será la cantidad aconsejable que podremos incorporar a nuestra comida o cena.
  • Para la carne, la mejor manera de medir su cantidad, es tomar toda la que quepa, en la palma de una sola mano. Aproximadamente rondará los 100 gramos.
  • Tanto para el queso, embutidos o bien, el aceite, lo mediremos de la siguiente manera. El tamaño de la parte superior del dedo, también llamada yema del dedo, será la que nos indique la cantidad que podremos comer. ¡Muy poca, ya lo sabes!.

Haciendo un resumen, podremos decir que todo lo que sean hidratos de carbono, los mediremos con el puño cerrado. La fruta y las verduras, se miden juntando las manos abiertas. Todas las que quepan en ambas palmas, serán nuestra mejor cantidad. Las proteínas que vienen de la carne o pescado, la palma de una sola mano. Mientras que los productos llenos de grasa o azúcares, los medimos del largo de la yema de un dedo.

Por qué calcular las porciones de los alimentos

Porque de este modo nos ayudarán a llevar una vida más saludable. Sabiendo lo que necesitamos y todo aquello que sobra, aunque en ocasiones solemos comerlo como ‘antojos’. Nuestra dieta tiene que ser equilibrada, de ahí que los productos frescos, verduras y frutas, tengan más protagonismo. La proteína en forma de carne o pescado, también. Dejando un poco de lado los azúcares y los productos más grasientos. Si sigues este proceso de medición, en poco tiempo, ya podrás hacerlo a ojo y sin tener que mancharte las manos.