Natalia Oreiro y la OIM, en una campaña contra la trata de mujeres

natalia-oreiro-en-campana.jpg

Con Natalia Oreiro -actriz y cantante uruguaya-, la OIM (Organización Internacional para las Migraciones) presentó la Campaña “No a la Trata de Personas, No a la esclavitud moderna”.

¿El objetivo?: combatir, sensibilizar y concienciar a la población sobre la Trata de personas, delito que cada año somete a la explotación sexual y laboral a millones de personas en el mundo.

Según Natalia Oreiro su participación en esta campaña es para poder explicarle a la gente acerca de la trata de personas, y todos entiendan en palabras comunes lo que significa.

La Campaña, a difundir en medios nacionales y locales, estará compuesta por: un spot televisivo y uno radial, en los que la actriz describe el funcionamiento de la trata de personas (de las que son víctimas, por lo general, gente de escasos recursos).

La joven estrella de Sudamérica participó además de un video clip, en el que relata la historia de una víctima. La campaña se completa con una serie de piezas gráficas y otros cuatro spots televisivos y radiales, dirigidos en especial a clientes, víctimas y familiares.

Además, se promocionará una línea de atención telefónica nacional (0800-999-2345) que puso a disposición el INADI (el Instituto Nacional contra la Discriminación y la Xenofobia), que funcionará las 24 horas. La misma atenderá las consultas y derivará cada caso a los organismos competentes.

Esta Campaña de Información Pública cuenta con el auspicio de: Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, Ministerio de Desarrollo Social, Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, Secretaría de Derechos Humanos de la Nación, Oficina de Asistencia a la Víctima de la Procuración General de la Nación, Defensoría del Pueblo de la Nación, Ministerio de Gobierno de la Provincia de Buenos Aires, Registro Provincial de las Personas, Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires, la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia, y diversos gobiernos provinciales.