Cómo combatir la piel seca del otoño/invierno

Cuando llega el otoño, la piel seca también se deja ver. Esto es debido a varios factores, pero uno de los más importantes es la llegada del frío. Notaremos como nuestra piel está más seca pero también más sensible, rojiza y hasta notarás algo de picor.

Si ya de por sí tienes la piel seca, está claro que durante los meses más fríos del año empeorará. Por eso, debemos combatirla de la mejor manera posible. Aquí te dejamos con los mejores consejos que debes poner en práctica. Verás como rápidamente cambia para mejor.

Olvídate del agua caliente

Aunque cuando llega el frío, el agua caliente es perfecta para combatirlo, nuestra piel no opina igual. Más que nada porque se puede resecar mucho más. Así que, en este caso siempre es preferible tenerlo en cuenta y no abusar del agua demasiado caliente, sino más bien templada. Porque su protección será manteniéndose intacta y no se verá alterada por dicho calor.

Crema hidratante

No nos podemos olvidar de la crema hidratante. Sin duda, será nuestra mejor aliada cada día. Por ello, debemos aplicarla tanto por la mañana como a la noche. Recuerda que dichas cremas tienen que tener una base de aceite y nunca de alcohol, porque sino estaríamos resecándola todavía más.

Mejora tu alimentación

Sin duda, por fuera debemos cuidar la piel al máximo, pero por dentro también. Así que, necesitamos que nuestra alimentación tenga más vitamina C y antioxidantes. Eso sí, no te olvides de beber un par de litros de agua al día. Si el agua no te apetece demasiado, por el tema del frío, siempre puedes tomar agua templada con un poco de zumo de limón. Es perfecta para nuestro cuerpo y para mantenernos hidratados.

Exfolia la piel una vez por semana

Una vez por semana no nos podemos olvidar de exfoliar nuestra piel. Así nos liberamos de todas las toxinas y nuestra piel se verá más sana de lo que esperamos. Eso sí, tras un tratamiento así no nos podemos olvidar de aplicar la crema hidratante que tanto hemos mencionado.

Usa jabones suaves

Nuestra piel no necesita de lociones muy cargantes, sino todo lo contrario. Para lavarla de manera profunda, debemos optar por unos jabones suaves y humectantes. Seca bien la piel y como no, un poco de crema para terminar un cuidado especial. Solo así nos aseguramos que tenemos la protección necesaria para evitar todo tipo de descamaciones o inflamaciones que puedan surgir.

Los masajes para la piel seca

Los masajes siempre son una buena base para nuestra piel. Más que nada porque son capaces de estimular el riesgo sanguíneo. De este modo, nuestra piel recibirá una dosis de suavidad y hasta podremos decir adiós a las líneas de expresión, solo si somos constantes.