Cheat meal: la comida trampa que te ayuda a adelgazar

Ya estamos en enero, han pasado las fiestas de Navidad y todas las mujeres tenemos un propósito común, perder los kilos que hemos acumulado durante las fiestas. Y ya, si nos ponemos estupendos, queremos perder alguno más.

Así que ha llegado el momento, toca pensar en dieta. Para empezar lo importante es la actitud, piensa en positivo y ten claros tus objetivos. Elige una dieta, y sea cual sea, piensa en que existe una forma de hacer trampa, puedes hacer una cheat meal o comida trampa. Vamos a ver en qué consiste. Te va a gustar.

cheat-meal

Una cheat meal es, básicamente, una comida trampa en la que puedes comer lo que te apetezca, en las cantidades que te apetezca, sin cortarte. Pero ojo, para que el cheat meal realice su función, que es seguir adelgazando, solo puedes tomarla en una comida o en una cena. Si no lo haces así obtendría un exceso de calorías que sería más bien “saltarnos la dieta”.

Con una comida trampa bien planificada no sólo no perjudicar tu dieta sino que además vas a observar una clara mejora en la pérdida de peso a medio plazo.

Para adelgazar vas a necesitar un déficit calórico. Tienes que ingerir menos calorías de las que gastas. Es una regla básica para que tu cuerpo haga uso de sus reservas, que es lo que te hace perder peso. Pero hay un límite de tiempo en el que puedes permanecer en ese déficit calórico.

En el momento en el que tu metabolismo se acostumbra a ese consumo menor de calorías, empieza a reaccionar quemando menos calorías y empieza a utilizar tu masa muscular en vez de tu grasa para conseguir energía.

Entonces, aunque haces dieta, no pierdes peso. Cuando esto sucede, mucha gente reduce más las calorías o aumenta la actividad física. Pero esto es un error, puede llevarte a algo que se conoce como “tumba metabólica”.

Así que, para evitar esto tienes que aumentar las calorías y los carbohidratos de vez en cuando, para enviar la señal a tu cuerpo de que el entorno no es tan negativo como pensaba y que no es necesario que reduzca su gasto energético. Aquí es donde necesitas usar los cheat meal.

Además, los cheat meal son una válvula de escape, para nuestro cerebro no es fácil aceptar una nueva forma de alimentación no es fácil y enfrentarse a ciertas restricciones lo es menos, sobre todo en los primeros momentos. Así que con los cheat meal lo ayudamos pensando que podremos hacer una comida libre de vez en cuando.

Comentarios